Sri Lanka
20.10.03
Intervenciones urgentes

Sri Lanka: Lalith Rajapakse, víctima de tortura, es objeto de hostigamiento y amenazas

Caso LKA 130502.4
Seguimiento del Caso LKA 130502
Acoso / Amenazas de muerte / Tortura / Impunidad

El Secretariado Internacional de la OMCT ha recibido nueva información relacionada con la siguiente situación en Sri Lanka.

Nueva información

El Secretariado Internacional de la OMCT ha sido informado por Asian Human Rights Commission (AHRC), miembro de la red OMCT, de que el Sr. Lalith Rajapakse, víctima de tortura, está siendo hostigado y amenazado en relación con su caso ante la Corte Suprema de Sri Lanka.

De acuerdo con la información recibida, el Sr. Lalith Rajapakse, quien fue torturado por oficiales de la Estación Policial de Kandana, presentó la debida denuncia y el caso contra los perpetradores permanece actualmente pendiente. Asimismo, el caso Lalith Rajapakse presentado contra la policía por violación de los derechos fundamentales se halla pendiente ante la Corte Suprema de Sri Lanka y la fecha del juicio está prevista para el 23 de octubre de 2003. Se teme por la integridad personal del Sr. Lalith Rajapakse durante los preliminares del juicio pues, según se informa, éste ha recibido advertencias que equivalen a amenazas de muerte.

La noche del 14 de octubre de 2003, cuatro personas se presentaron en la casa del Sr. Lalith Rajapakse solicitando verlo pero él no se encontraba en ese momento. Las cuatro personas se identificaron ante la familia del Sr. Lalith Rajapakse como emisarios de un subinspector de la Estación Policial de Kandana y dijeron que Lalith debía acompañarlos a la estación de policía con el fin de ver al mencionado subinspector (el cual no fue identificado). La familia del Sr. Lalith Rajapakse denunció inmediatamente este hecho a la línea de atención de la Comisión Nacional para los Derechos Humanos. En la Estación Policial de Kandana se negó haber enviado a alguien a buscar a Lalith. Su familia teme por su vida pues en Sri Lanka se han dado casos en los que las partes interesadas contratan asesinos a sueldo.

Tras la investigación del caso de Lalith, la Unidad de Procesamiento a Autores de Torturas presentó un caso penal bajo la Ley sobre la Tortura (Ley No. 22 de 1994) contra el subinspector Peiris y otros oficiales ante el Juzgado de Primera Instancia de Negambo y el caso está actualmente pendiente. De acuerdo con la ley, en caso de que los acusados sean hallados culpables, la sentencia obligatoria estipulada por la Ley No.22 de 1994 es de siete años. Asimismo, el caso Lalith Rajapakse presentado contra la policía por violación de los derechos fundamentales se halla pendiente ante la Corte Suprema de Sri Lanka y la fecha del juicio está prevista para el 23 de octubre de 2003. El 29 de septiembre de 2003, El Sr. Lalith Rajapakse fue absuelto de los falsos cargos que los oficiales de policía presentaron en su contra ante el Juzgado de Primera Instancia de Wattala, basándose en la ausencia de evidencia que lo involucrara.

Entretanto, S.I. Peiris, uno de los acusados, ha intentado ponerse en contacto con varias personas que trabajan con los grupos de defensa de los derechos humanos que han ayudado a Lalith, con el fin de presionarlo para que no continúe con el caso. Lalith y su familia han presentado varias quejas de amenazas dirigidas a él y a su abuelo. En el primer momento, tras haber presentado la denuncia contra la policía, se intentó envenenar a su abuelo a través de un intermediario quien fue denunciado a las autoridades policiales por la Comisión Nacional para los Derechos Humanos. Además, el oficial encargado de la Estación Policial, quien es el principal responsable por el caso de los derechos fundamentales, continúa en el cargo de Oficial Encargado de la Estación Policial de Kandana.

La OMCT permanece profundamente preocupada por la integridad personal del Sr. Lalith Rajapakse, debido a la visita que hicieron varias personas a su hogar y a la amenaza potencial que ésta representa. La OMCT se siente también profundamente preocupada por el hecho de que los presuntos culpables de las violaciones a los derechos humanos cometidas contra él permanecen activos en la policía. Por esto la OMCT hace un llamado a las autoridades de Sri Lanka para que garanticen su integridad física y psicológica en todo momento y aseguren que los casos presentados ante la Corte Superior de Negombo y la Corte Suprema de Sri Lanka sean tratados prontamente, con el fin de llevar a la justicia a los responsables de tales violaciones y compensar a la víctima adecuadamente. Asimismo, la OMCT hace un llamado a las autoridades para que garanticen inmediatamente al Sr. Lalith Rajapakse una asistencia médica apropiada.

Breve recordatorio de la situación

De acuerdo con la información recibida, el Sr. Lalith Rajapakse, de 19 años, fue agredido y arrestado arbitrariamente el 18 de abril de 2002 por el oficial de policía Wijeratne (insignia no. 31125) y otros dos oficiales, y sometido a tortura durante su detención en la Estación Policial de Kandana el 19 de abril de 2002, en Colombo, Sri Lanka, habiendo sido acusado de robo. El Sr. Rajapakse fue llevado al Hospital Central de Colombo, donde permaneció inconsciente hasta el 7 de mayo de 2002, y subsiguientemente sufrió de encefalitis traumática. El Juez declaró que se había producido una violación procesal cuando el Sr. Rajapakse fue detenido sin ser presentado ante el Juez de turno. El Sr. Basil Fernando, quien actúa como consejero legal del Sr. Rajapakse, habría manifestado a la corte, el 16 de mayo de 2002, que los dos crímenes policiales más importantes perpetrados contra el Sr. Lalith Rajapakse son: intento de homicidio y violación de la Ley No. 40 de 1994 para la Eliminación de la Tortura. El Juez habría ordenado que se libere al Sr. Lalith Rajapakse bajo fianza personal y ordenó al Comisionado de Prisiones que lo presentara ante la corte el 17 de mayo de 2002.

De acuerdo con la información recibida, el Sr. Lalith Rajapakse, quien fue brutalmente torturado por los oficiales de la Policía de Kandana, fue absuelto de los cargos presentados contra él ante el Juzgado de Primera Instancia de Wattala, Sri Lanka, el 29 de septiembre de 2003. La víctima había sido acusada de dos robos. En ambos casos la defensa sostuvo que la policía inventó los cargos después de haber torturado al Sr. Lalith Rajapakse y haberlo llevado al hospital en estado inconsciente el 20 de abril de 2002. Luego, la policía presentó dos casos de robo contra el Sr. Lalith Rajapakse ante el juez. Los informes indican que la policía no pudo atrapar a los verdaderos culpables de estos crímenes. En el Juzgado de Primera Instancia de Wattala, los demandantes en ambos casos sostuvieron que no habían presentado ninguna denuncia contra la víctima. A estas alturas, el abogado del Sr. Lalith Rajapakse, W.R. Sanjeewa, arguyó que no había base para proceder con el caso y solicitó al Juez absolver a la víctima de los cargos. El Juez dio órdenes para absolver al Sr. Lalith Rajapakse en ambos casos. Por otro lado, el Sr. Bopearachchige Lal Appuhamy ha sido amenazado de muerte por la policía de Sri Lanka si se rehúsa a ayudar en el asesinato del Sr. Elaris, quien, como abuelo de la víctima de tortura, Sr. Lalith Rajapakse, sigue presentando cargos contra los supuestos perpetradores de esta tortura, los cuales son miembros de las fuerzas policiales de Kandana en Sri Lanka.

Acción solicitada

Por favor escriban a las autoridades en Sri Lanka urgiéndolas a:

i. intervenir ante las respectivas autoridades para asegurar que se otorgue una asistencia médica adecuada urgentemente a todas las personas que puedan requerirlo;
ii. ordenar una investigación minuciosa e imparcial en torno a las circunstancias de estos sucesos con el fin de identificar a responsables, llevarlos ante los tribunales y aplicar las sanciones penales y/o administrativas estipuladas en la ley;
iii. garantizar que se otorgue a las víctimas de estos abusos una compensación adecuada;
iv. garantizar el respeto a los derechos humanos y las libertades fundamentales en todo el país, de conformidad con el derecho interno y las normas internacionales de derechos humanos..

Direcciones

· Her Excellency President Chandrika Bandaranaike Kumaratunga, President's House, Colombo 3, Sri Lanka, Fax: +94 12 2 333 703, E-mail: for_min@sri.lanka.net
· Prime Minister, Hon. Ranil Wickremasinghe, Cambridge Place, Colombo 7, Sri Lanka, Fax: +94 12 575 454/682 905, E-mail: secpm@sltnet.lk, bradmanw@slt.lk
· Attorney General, Hon. K.C. Kamalasabesan, Attorney General's Department, Colombo 12, Sri Lanka, Fax: +94 12 436 421, E-mail: attorney@sri.lanka.net or counsel@sri.lanka.net
· Minister of Justice, Hon. W.J.M. Lokubandara, Ministry of Justice, Law Reform and National Integration, Superior Courts Complex, Colombo 12, Sri Lanka, Fax: + 94 12 424 447
· Minister of Interior, Honourable John Amaratunga, Colombo, Sri Lanka, Fax: +94 12 387 526/698 282
· Mr. Ranjith Abeysuriya PC, Chairman National Police Commission, 69-1 Ward Place, Colombo 7, Sri Lanka, Fax: +94 1 2 691 926, Fax HOME: +941 2 674148
· National Human Rights Commission of Sri Lanka, No. 36, Kynsey Road, Colombo 8, Sri Lanka, Fax: +94 1 2 694 924, E-mail: sechrc@sltnet.lk
· Ambassador Prasad Kariyawasam, Rue de Moillebeau 56 (5ème) - CP 436, CH-1211, Genève 19, Suisse, E-mail: mission.srilanka@ties.itu.int, Fax: +4122 734 90 84

Por favor escriban también a las representaciones diplomáticas de Sri Lanka en sus respectivos países.

Ginebra, 16 de octubre de 2003.

Sírvanse informarnos de cualquier acción emprendida, citando el código de este llamado en su respuesta.
Regístrese ahora

Suscríbase para recibir nuestras últimas noticias y alertas